hongo circinado tiña del cuerpo

Los riesgos del herpes circinado

Escuchar que alguien tiene un herpes o un hongo en la piel es motivo de alarma generalizada. Y no es para menos, se trata de infecciones que se transmiten por contagio y cuyo tratamiento suele resultar bastante molesto. Quizás nunca hayas oído hablar del herpes circinado o tiña corporal. Sin embargo, es otra de esas infecciones a la que hay que prestar especial atención. Desde la Clínica dermatológica Madrid, te explicamos en qué consiste y cómo prevenirla.

Herpes circinado, una infección desconocida pero peligrosa

– El herpes circinado, también conocido como tiña del cuerpo, es una infección de la piel causada por unos hongos llamados dermatofitos. Se trata de hongos similares al moho muy contagiosos que se transmiten de persona a persona, por el contacto con animales o con superficies infectadas. No obstante, al ser organismos presentes en los tejidos corporales, existen factores de riesgo para el desarrollo del herpes circinado, como son la sudoración, la humedad y la calidez.

– Cuando la tiña corporal se manifiesta, comienza a aparecer una pequeña erupción rojiza. Esta inflamación acaba por presentar forma de ovalada o circular, de modo que el borde aparece más rojo y escamado y el centro más claro. El paciente experimenta un fuerte picazón y molestia a consecuencia de la infección. Estos serían los síntomas de una infección por herpes circinado aguda, cuya aparición y propagación es rápida pero con solución si se aplica el tratamiento correcto. No obstante, la tiña también puede ser crónica y extenderse lentamente por todo el cuerpo. En esos casos el herpes puede aparecer de nuevo con el tiempo. Algo que sucede no por la falta de tratamiento, sino por la falta de resistencia de la piel al hongo o porque este persista en el ambiente.

– Que sus síntomas más comunes sean erupciones, picores y rojeces en la piel pueden llevar a la confusión en su diagnóstico con otras enfermedades dermatológicas como la dermatitis o psoriasis. Por ello, para salir de dudas,  el dermatólogo suele realizar pruebas de laboratorio mediante microscopio o cultivo.

clínica dermatológica Madrid

– El tratamiento para el herpes circinado dependerá del grado de las lesiones. Si bien existen algunos remedios caseros para su curación. Sin embargo, su eficacia aún no está probada científicamente. Es por ello por lo que debe seguir los consejos de un dermatólogo. Generalmente se prescriben soluciones vía tópica. Se trata de cremas especiales con componentes contra infecciones fúngicas. Una higiene correcta y el seguimiento meticuloso del tratamiento hace desaparecer la infección, generalmente, en un mes. Para los casos más severos, recetan soluciones sistémicas vía oral, como itraconazol, cotrimazol u otros fármacos derivados de imidazólicos.

Clínica Dermatológica González Cavada, referente en el diagnóstico y tratamiento del herpes circinado

Como expertos en dermatología, nuestra clínica cuenta con un equipo médico especializado en el tratamiento de las infecciones provocadas por hongos. Somos una clínica dermatológica de referencia en Madrid para el diagnóstico y tratamiento del herpes circinado. En la Clínica Dermatológica González Cavada examinaremos tu cuadro médico y, en caso de tratarse de esta infección, tendrás una solución efectiva. Puedes solicitar una consulta a través del siguiente botón.

clinica dermatologica madrid