Clínica dermatológica- hiperhidrosis

Combatir la sudoración excesiva

El exceso de sudoración, o hiperhidrosis, es un problema muy común que afecta a muchas personas, y que se deja sentir especialmente en las épocas de mayor calor. En los casos más severos, las consecuencias de la hiperhidrosis pueden afectar considerablemente a la calidad de vida de quienes padecen este problema, y suele ser un desencadenante de otros efectos negativos derivados de la exposición constante de la piel a un exceso de humedad.
En este artículo, hablaremos sobre consejos para prevenir y combatir el exceso de sudoración.

HIPERHIDROSIS O EXCESO DE SUDORACIÓN

 

Sudar cuando hace mucho calor o realizamos ejercicio intenso es totalmente normal, ya que es la forma que tiene nuestro organismo de volver a equilibrar su temperatura cuando estamos acalorados. Sin embargo, sabemos que hay personas que tienden a sudar en exceso sin razón aparente, o que lo hacen de manera desproporcionada en comparación a otras personas.

 

La hiperhidrosis consiste en un nivel de sudoración excesivo, muy superior a lo que podríamos considerar como “normal”. Se trata de un problema que puede tener consecuencias muy diversas en la vida de las personas que lo padecen, ya que, además de las lógicas molestias, esta condición puede producir inseguridad, ansiedad, y ser desencadenante de otros problemas en la piel como consecuencia de la exposición constante a un exceso de humedad.

 

La hiperhidrosis generalmente se relaciona con una sudoración excesiva que no está justificada. Recuerda que solo un especialista puede diagnosticar tu problema, estudiar tu caso, y recomendarte la mejor solución.

 

En los casos más severos de hiperhidrosis, el exceso de humedad constante en la piel, unido al roce con la ropa, puede ocasionar problemas derivados que requieren tratamientos específicos, como por ejemplo los siguientes:

 

  • Hongos
  • Irritación
  • Descamación

 

clinica dermatologica madrid

 

 

  • Sudas mucho aunque no hayas hecho ejercicio físico, y sin que haga una temperatura ambiente que lo justifique.
    • Situación típica: no paras de sudar abundantemente, pero las personas que tienes a tu alrededor están bien.
  • El exceso de sudor afecta a tu calidad de vida y tus relaciones personales
  • Sientes humedad en las palmas de las manos, los pies o las axilas muy frecuentemente, o incluso de forma continua

 

CÓMO COMBATIR EL EXCESO DE SUDORACIÓN

 

Existen una serie de precauciones básicas que podemos tomar para reducir el riesgo de sudoración excesiva, y para minimizar sus consecuencias si no lo podemos evitar. Vamos a repasarlos uno por uno a continuación.

 

NO BEBER AGUA PARA NO SUDAR, ES UNA MALA IDEA

 

No beber agua, pensando que así sudaremos menos, es un error muy común. Pensemos que:

  • Hidratarse bien reduce el exceso de sudoración. Aunque pueda parecer contra intuitivo, un cuerpo bien hidratado suda menos.
  • Deshidratarse, además de no solucionar nada, crea otros problemas, ya que es malo para la salud.

 

Una mala hidratación corporal contribuye al exceso de sudoración.

 

clinica dermatologica madrid

 

ATENCIÓN A LO QUE COMEMOS

 

CUIDADO CON LOS ESTIMULANTES

 

Las personas que tienden a sudar en exceso (o que temen ponerse a sudar en determinadas situaciones estresantes), deberían evitar:

 

  • El té
  • El café
  • Los picantes
  • El tabaco
  • El alcohol

 

Las sustancias estimulantes contribuyen a aumentar la sudoración.

 

EVITAR LAS DIGESTIONES PESADAS

 

La asimilación de los alimentos que consumimos genera una serie de procesos en el organismo que aumentan la temperatura corporal. Este incremento de temperatura está directamente relacionado con el aporte calórico y con las proteínas, entre otros factores.

 

Si tenemos un problema de exceso de sudoración es conveniente evitar las digestiones “pesadas”, especialmente en la época estival.

 

EL SOBREPESO

 

Es sabido que el sobrepeso puede agravar considerablemente un problema de exceso de sudoración, por diversas razones, como por ejemplo:

 

  • Mayor esfuerzo en cualquier actividad física
  • Pliegues en la piel que dificultan la ventilación
  • Digestiones más pesadas

 

Una mala alimentación genera ineficiencias de todo tipo en las funciones de nuestro organismo, y lo someten a un esfuerzo extra en los procesos digestivos.

 

ATENCIÓN: Recuerda que solo un especialista puede aconsejarte adecuadamente sobre cómo equilibrar tu dieta, analizando tu caso concreto.

 

REDUCIR EL ESTRÉS

 

Cuando estamos nerviosos o estresados, la temperatura corporal sube, y al sentirnos acalorados, sudamos. Esto nos sucede a todos en mayor o menor medida, pero hay personas que son especialmente propensas a sudar de forma abundante en momentos de tensión. Ser conscientes del exceso de sudoración y de sus consecuencias (manchas en la ropa, por ejemplo), puede hacer que estas personas se pongan aún más nerviosas, agravándose así el problema.

Hay varias formas de combatir este tipo de problema:

 

  • Antes de un evento potencialmente estresante (por ejemplo, una entrevista de trabajo o un examen), tomar comidas muy ligeras, no ingerir estimulantes e hidratarse bien.
  • Estar prevenidos y llevar ropa adecuada (ver apartado a continuación)
  • Entrenarnos en técnicas de relajación y de control de la tensión nerviosa

 

clinica dermatologica madrid

 

 

HIGIENE Y PRENDAS DE VESTIR

 

TEJIDOS Y TIPOS DE ROPA

 

Cuando se tiende a sudar en exceso, es importante:

 

  • Elegir prendas que favorezcan la transpiración
  • Usar tejidos naturales que no sean proclives a retener la humedad
  • Evitar siempre la ropa ajustada
  • Para hacer ejercicio, usar “tejidos técnicos”

 

Los “tejidos técnicos”, están especialmente diseñados para favorecer la traspiración sin acumulación de humedad en el tejido. Este tipo de prendas pueden no ser adecuadas para la mayoría de las situaciones de la vida cotidiana, por razones estéticas, pero son perfectas para uso deportivo (que es para lo que han sido diseñadas).

 

EXTREMAR LA HIGIENE

 

El exceso de sudoración tiene un impacto en la higiene que debemos compensar. No es conveniente permitir que el sudor se acumule mucho tiempo sobre la piel, especialmente en zonas del cuerpo poco ventiladas.

 

ATENCIÓN ESPECIAL A LOS PIES

 

El exceso de humedad en los pies durante períodos prolongados puede provocar la aparición de hongos y otros problemas. Por ese motivo es especialmente importante seguir estas recomendaciones:

 

  • Evitar el calzado ajustado
  • Elegir siempre calzado que favorezca la transpiración
  • Cambiarse de calcetines con frecuencia:
    • Cada vez que cambiemos de calzado
    • Siempre que nos lavemos
    • Si pasamos muchas horas fuera de casa, no esperar a volver para cambiarnos
  • Mantenerse descalzo la mayor cantidad de tiempo posible
  • Extremar la higiene del suelo en casa

 

TRATAMIENTO DE LA HIPERHIDROSIS EN NUESTRA CLÍNICA DERMATOLÓGICA

 

En nuestra clínica dermatológica en Madrid aplicamos los más modernos tratamientos contra la hiperhidrosis, de la mano de grandes especialistas. Estudiaremos tu caso de forma personalizada y te recomendaremos la mejor solución.

 

Recuerda: solo un especialista puede diagnosticar tu problema, estudiar tu caso, y recomendarte la mejor solución.

 

Nuestros tratamientos son aplicados por expertos con gran experiencia. No dudes en ponerte en contacto para informarte, llamando a nuestro teléfono o rellenando el formulario adjunto.

 clinica dermatologica madrid