Queratosis Actinicas

¿Qué es la Queratosis Actínica?

 

La queratosis actínica, también conocida como queratosis solar, se manifiesta en forma de manchas o parches en la piel, generalmente de no más de dos centímetros de diámetro, que pueden ser de color rosado, rojo o marrón. Suelen tener relieve, aunque no siempre. Son ásperas al tacto, y pueden aparecer cubiertas de costra o de escamas, además de causar picores.

La queratosis actínica afecta a las zonas más expuestas al sol, como el rostro, los labios, las orejas, los antebrazos, el cuero cabelludo y el cuello.

 

¿Qué causa la aparición de la queratosis actínica?

 

Una exposción a los rayos UV del sol sin protección adecuada a lo largo de los años es la causa principal de la aparición de la queratosis actínica.

Las cabinas de bronceado son otra fuente UV que también puede provocar la aparición de este problema.

Aunque se registran casos (poco habituales) en pieles jóvenes, la queratosis actínica suele aparecer entre los 40 y los 50 años. Las personas de piel clara, rubias o pelirrojas y de ojos claros son las más propensas.

 

¿Qué hacer una vez detectados los síntomas?

 

Dado que un pequeño porcentaje de lesiones de queratosis actínica se pueden convertir en cáncer de piel, es importante acudir a un especialista para que haga un diagnóstico preciso tan pronto como detectemos los primeros síntomas. Además, hay manchas en la piel y otros problemas cutáneos leves que no son queratosis actínica pero pueden parecerlo, por lo que no debes caer en el error del autodiagnóstico.

 

Tratamientos contra la queratosis actínica

 

Los tratamientos actuales más eficaces contra la queratosis actínica pueden ser de distintos tipos, entre otros:

  • Tratamientos farmacológicos con distintos compuestos de probada eficacia
  • Crioterapia
  • Terapia fotodinámica.

En nuestra clínica te informaremos de las opciones más adecuadas para tu caso.

 

Prevención de la queratosis actínica

 

Evitar la exposición a la luz solar sin protección es la manera más eficaz de evitar la aparición de la queratosis actínica (y otros problemas cutáneos comunes). Las personas de piel muy clara, o aquellas que viven en entornos muy soleados, deben tener especial cuidado.

También es necesario acudir a tu especialista cuando observes cambios en la piel, y no esperar a ver su evolución. Siempre es mejor un diagnóstico temprano.

 

Podemos ayudarte

 

En nuestra Clínica Dermatológica, expertos dermatólogos evaluarán tu caso, realizarán un diagnóstico preciso y te recomendarán los tratamientos más eficaces para tu caso, además de realizar el posterior seguimiento.

Ponte en contacto con nosotros para pedir cita en los teléfonos 91 575 55 81 – 91 578 04 19, o rellena el formulario de contacto en esta misma página (lo encontrarás a la derecha si nos lees en un ordenador y un poco más abajo de este texto si nos lees en tu teléfono móvil).

Recuerda que además de consulta privada, nuestra clínica trabaja con las principales sociedades médicas, como Sanitas, Adeslas y Generali, entre otras.